TIPOS DE ZAPATAS ¿QUÉ SON Y CÓMO SE CLASIFICAN?

TIPOS DE ZAPATAS

La zapata es una cimentación superficial utilizada normalmente en terrenos con resistencia media o alta a la compresión, sobre terrenos homogéneos. Su función es anclar y transmitir las tensiones que genera una estructura al terreno sobre el que se encuentra. Se ubica en la base de la estructura y suele encontrarse como un prisma de concreto debajo de los pilares (o columnas) de la estructura.

Las zapatas son divididas en diferentes tipos dependiendo de la función requerida, entre las que se encuentran:

  • Zapatas Aisladas
  • Zapatas Combinadas
  • Zapatas Corridas
  • Zapatas Rígidas
  • Zapatas Macizas
  • Zapatas Flexibles

Zapatas aisladas.

Son utilizadas para la creación de columnas singulares, se suelen incorporar en estructuras de carga moderada, son aplicadas en edificaciones u obras que tienen juntas de dilatación y recaen en una sola columna para transmitir las cargas sobre el terreno.

Tipos de zapatas aisladas:

  • Zapatas flexibles: El canto (altura) de estas zapatas es menor que el vuelo (largo) en las dos direcciones de la zapata. Este tipo de zapata soporta fuerzas de tracción y de compresión de la estructura.
  • Zapatas deformables o rígidas: El canto es igual o menor que el vuelo máximo medido en ambas direcciones.
  • Zapatas excéntricas o de medianería: En estas zapatas la carga no se centra en el cimiento, es el caso en el cual el pilar o la pared de carga (medianera) que apoya sobre una zapata, aislada o continua, está tocando el límite del predio, y la carga no puede quedar centrada en el cimiento (puede ser por cuestiones de propiedad del predio).
  • Zapatas centradas: Este tipo de zapata se mantiene amarrada o arriostrada con riostras de concreto u hormigón armado de sección inferior a la zapata.
  • Zapatas rectangulares: Son zapatas que presentan lados desiguales.
  • Zapatas circulares: Su característica principal es su forma circular.
  • Zapatas cuadradas: Son las que presentan sus lados iguales.

Zapatas combinadas o colindantes:

Son empleadas como base de dos o más columnas cercanas. Su objetivo es evitar excéntricas cargas en la última zapata. En estas zapatas las columnas no se ubican en su centro sino de forma excéntrica, lo cual ocurre con frecuencia en las columnas perimetrales.

Las zapatas combinadas suelen combinarse con vigas de atado, para equilibrar cargas, evitando que la cimentación se vuelque o se gire.

Zapatas corridas o continuas:

Sostienen los muros de carga que están alineados muy cerca sobre un terreno de resistencia alta, media o baja. Son frecuentemente utilizadas en hileras de muros y columnas, para sostener columnas alineadas o muros de carga cuando están cerca.

Zapatas rígidas:

Estas zapatas llevan una armadura que permite soportar una mayor fuerza de flexión, la armadura presenta un diámetro de 12mm impidiendo los efectos de corrosión, estas zapatas rígidas deben tener un recubrimiento de concreto de mínimo 8cm y entre 25 a 50kg/m3 de acero.

Zapatas macizas:

Se emplean en cimentaciones continuas, transfieren las fuerzas de manera piramidal, presentando una forma triangular, su muro de carga puede ser excéntrico o centrado. Su esfuerzo es de compresión y pueden o no tener armadura en su interior.

Zapatas flexibles:

Estas pueden soportar fuerzas de tracción y compresión, su ángulo no asciende a los 45 grados en el triángulo de distribución de los esfuerzos, se deben emplear entre 50 y 100kg/m3 de hierro para realizar su armazón.

Deja un comentario

Ir arriba
A %d blogueros les gusta esto:

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar